miércoles, 17 de diciembre de 2014

Mi héroe es mas héroe que el tuyo, @olgak26


Por Olga Krnjajsky, 17/12/2014

No sé… no sé…

El tema de héroes y heroínas me puede. Es más, me irrita.

Siento que me quieren sacar de la vida real-verdadera y quieren meternos a la fuerza dentro de una página de libro de Historia donde no pertenecemos todavía.

Porque una cosa es leer la historia y, estarla viviendo mientras ocurre, es otra muy distinta…harto menos glamorosa y bastante más básica.

El hoy, el aquí y el ahora, – dejémonos de “historias”-, es un espacio de forcejeo, de supervivencia, de conservación y resistencia, de aguante e ingenio, de frágil balance entre iniciativa, razonamiento y albur.

Pero resulta que en paralelo a la lucha diaria de todos –esa sí- titánica y heroica, por conseguir leche, jabón o Euthyrox, hay quienes se han dedicado en cuerpo y alma a que, en vez de salir de esto, la tarea sea promover la veneración de un héroe, su héroe.

Lo que me irrita,- lo descubro escribiendo estas líneas-, es que se trata de héroes “de diseño”, “héroes haute couture” , con firma de asesor político y lista de condiciones para el debido “check mark” (¡!) construido a partir de una lista de características tomadas de esos que sí entraron a la Historia como tales…pero, ¡menudo detalle!, después de su hazaña y no previo a ella como quieren hacer aquí.

Y si lo anterior fuera poco per se, en este ambiente enloquecido y en el epítome de la infantilización de la acción política, quieren circunscribir el debate en términos de “mi héroe es mas héroe que el tuyo”…

¡Vamos! Que no se si desternillarme de risa o romper en llanto. ¿De verdad es esa la tarea? ¿escoger al héroe?

¿Qué les faltó en la dieta a todos esos que requieren de uno? Porque algo les debe haber faltado y si no fue cosa de dieta, a lo mejor fue falta de cariño y atención, ¡vaya usted a saber!. Ese hambre de héroes es patológica. No logro figurarme la carencia personal y de autoestima, para tener que estar buscando siempre a quien idolatrar y venerar. Alguien ante quien saberse apenas normalito e insignificante no sea tan rudo porque al existir un héroe – que siempre es superior y mejor- se argumenta y hasta perdona la propia pequeñez y peor aún, justifican su vasallaje voluntario. Una subordinación tan absoluta y trastornada que establece estos 3 principios

Mi héroe no se equivoca.

A mi héroe se le adora, no se le cuestiona.

Mi héroe, aun cuando se equivoca, igual tenía razón.

¿Desquiciado? … no… retrato exacto.

¿O no es así como llevan 16 años tratando de elevar a Chávez?

Y si encuentra algún parecido con personajes de la oposición… eh… hum… ¡pues no! no es coincidencia.

¿Héroes? No, gracias.

Yo no sé usted, pero yo no tengo héroes. Tampoco los necesito.

Y menos los necesita este pobre país nuestro. Un país roto, quebrado y depauperado en todos los frentes lo que necesita es gente –¡mucha gente!-que trabaje para recuperarlo…no un ídolo ante el cual postrarse. Que ya de postraciones tenemos suficiente y no nos hacen falta más ¿o sí?

El chavismo, que se ha empeñado 16 años en SU héroe en lugar del país, se hunde con su héroe y han hundido al país ¿o no se han dado cuenta del paralelismo?

Un sector de la oposición va por igual camino.

Así pues, aquí me planto: no me vendan héroes porque no los compro.

Y si a usted le tienta la idea de alguno, vuelva a pensarlo.

Quiérase a sí mismo…vamos, atrévase. Cuando lo haga se dará cuenta que nadie merece su adoración. Pero sobre todo, nadie, absolutamente nadie, merece su vasallaje.

Imbúyase de ciudadanía, la suya-suyita y cuando lo haga verá con otros ojos a esos que con tarifado mercadeo político le están tratando de enchufar como héroes…no importa el color de la franela.

Porque –no les quepa duda- si nos dejamos atrapar en aquello de “mi héroe es más héroe que el tuyo”, de esto no salimos más nuuuuuunca.


Olga Krnjajsky
@Olgak26 

El rebusque en estos tiempos de crisis, @carlotasalazar


Por Carlota Salazar Calderon, 16/12/2014

El venezolano tiene una cultura política parroquial, considera que sus problemas los resuelven con su trabajo, en ese sentido ha procurado su bienestar por logro propio. Para él la democracia es votar y ser libre en el ejercicio de hacer ¡lo que le da su gana! Ello en razón a que la política congeló la relación ciudadanía-poder, para dejarla exclusivamente en los cogollos de las esferas de poder. Por tanto, una de las características que sigue presente en la sociedad venezolana, es el individualismo.

La “revolución” no sólo ha exacerbado sino que ha agravado en grado superlativo esta cultura, llevándola al paroxismo del ¡sálvese quien pueda!

La sociedad venezolana, en estos tiempos de crisis, en lugar de polarizarse se ha diversificado en el pensamiento y en la acción política. Existen dos cogollos altamente polarizados, representados en los jerarcas del gobierno y del PSUV, que son los mismos, por una parte y por la otra los jefes de los partidos políticos; en el medio una sociedad que no cree ni en uno ni en otro (ni-ni); otros que creen en las propuestas del gobierno (igualdad y justicia social), pero no en la ausencia de control del gasto público (corrupción) y menos en la represión; otros que creen en la economía socialista pero con iniciativa privada y otros que defienden el legado de Chávez, pero son aspiracionales, creen en la economía mixta con diversas formas de propiedad y gestión que incluya el Estado, la empresa privada y los grupos sociales, un nuevo chavista, un nuevo sujeto social, que como define Oscar Schemel demanda “orden, eficiencia y progreso”.

En medio de este variopinto de posiciones políticas que no terminan de desarrollarse, lo que sí se desarrolla y con fortaleza es la economía del “rebusque”, ese “mientras yo esté bien, no me importan los demás, ha cobrado fuerza. De esta forma se gesta una economía paralela, en todos los espacios: públicos y privados. Así el que recibe dólares de cadivi a 6,30 los revende a Bs 170; así como el que hace una larga cola para comprar la harina pan la revende a 70 Bs, pero también el amigo del empleado de la farmacia que consigue el  acetaminofén a 10 Bs lo revende a 100 Bs. Ahora se “revende” todo,  en la calle y sin garantía, el valor del vendedor es tener el conocido “enchufado” o “amigo-socio” que consigue por los caminos verdes: repuestos, carros, accesorios, teléfonos… el ¿valor? el del mercado: el que dé más, allí si funciona la mano invisible de Adam Smith. Los productos no los hay en los establecimientos, sino en la calle: en el combate por la vida, donde no hay amigos, ni igualdad y menos humanidad. Esta perversión hecha en “revolución”, contraviene los postulados de creación del hombre nuevo, humanista, pero es lo que hay.

Este es el producto de un país de cúpulas, que entre cúpulas se ha disputado el poder, mientras más disputa hay, más alejamiento ciudadano. Siempre en el antagonismo: (1830-1935) oligarcas-liberales-federales-centralistas; (1935-1959) militaristas-dictatoriales-demócratas; (1959-1999) demócratas-liberales-comunistas y (1999-2014) demócratas liberales-demócratas participativos- demócratas socialistas-comunistas-ni-ni y ahora un nuevo sujeto social con criterio político.

Más allá de la división política está presente una sociedad desorientada, en medio de la implantación de un modelo político que es rechazado por una parte importante del país, que electoralmente es la mitad, dos élites antagónicas; que dejan a la sociedad ensimismarse en el individualismo.

Para concluir ¿cómo se subsana esta perversión del rebusque? Que no sea diversificando la economía, dando oportunidad a la empresa privada para invertir, generando confianza con reglas claras… y todas esas recetas de que hablan los economistas. Pero es indispensable que cambie el espíritu del venezolano, que cambie la cultura del individualismo al colectivismo y la organización ciudadana en la búsqueda de objetivos comunes, que representen mejora en la calidad de vida de la comunidad.



Nadie puede conducir a un país hacia un mejor destino a punta de mentiras, @ricardo_hausman



Por Ricardo Hausmann, 14/12/2014

Terminando un viaje que me llevó a Albania, Sur Africa, India y Kazakhstan, donde he hablado con los gobiernos de esos países sobre cómo enfrentar sus problemas, me encuentro con que Nicolás Maduro nuevamente me quiere hacer responsable de su fracaso. (Ver link más abajo)

Aparentemente, el problema financiero de Venezuela no tiene nada que ver con decisiones tomadas por él -déficit fiscal de 20% del PIB, control de precios, diferencial cambiario de mas 2600%, inflación de 3 dígitos, expropiaciones - sino con una supuesta conspiración liderada por 2 intelectuales venezolanos, por lo demás super-ocupados en docenas de otras actividades públicas y notorias.

Es realmente insólita la capacidad de Maduro de culpar a los demás por cosas que son de su estricta responsabilidad. A Venezuela la consideran el país más riesgoso del mundo porque, como lo dijera The Economist, es el país peor administrado del mundo. Las calificadoras de riesgo, con las que no me he topado en años, tienen una opinión muy positiva de Bolivia, pero no ven a Venezuela con los mismos ojos. Será que los niveles de deuda, de déficit, de emisión monetaria, de expropiaciones, de distorsiones cambiarias tengan algo que ver en esa diferencia de calificación entre países del ALBA?

Pero ya que estamos en esto de comentar esta noticia, quisiera destacar también las pequeñas mentiras de ese violador de la constitución y los derechos humanos que es el déspota que manda en Venezuela. No es verdad, como afirmó anoche Maduro, que yo salí de Venezuela "expulsado por la avalancha revolucionaria liderada por Chávez". Yo salí de Venezuela en Febrero de 1994 para tomar la posición de Economista Jefe del Banco Interamericano de Desarrollo y estaba en esa posición cuando Chávez ganó las elecciones en 1998. No es verdad, más bien es una estupidez, afirmar que las calificadoras de riesgo gobiernen o sean gobernadas por el FMI y el Banco Mundial. Son muchos los casos donde el mercado no comparte la apreciación de las calificadoras y los bonos se negocian con primas de riesgo muy distintas a las que implica la calificación. Son muchos los casos también en los que las 3 principales calificadoras difieren en su opinión. Pero en el caso de Venezuela todos comparten la misma opinión. Son miles de instituciones y personas las que poseen y negocian los 130.000 millones de deuda externa que tiene el país y en esos mercados la prima de riesgo se ha disparado por encima de los 2200 puntos, la más alta del mundo. Muchos poseedores de deuda venezolana cubren el riesgo de default pagando las primas de riesgo más altas del mundo: primas que implican una probabilidad de default del 94% en los próximos 5 años. Esa no es la opinión de unos pocos. Es la convicción a la que han llegado miles de instituciones y personas después de constatar la incapacidad de gestión de Maduro. Esperaron por las promesas de Ramirez, esperaron por el Revolcón, esperaron por la Revolución Fiscal, también conocida como El Cañazo, esperaron por anuncio tras anuncio y se dieron cuenta que el hombre no sabe lo que hace y miente como un descarado.

El problema de Venezuela no somos Moisés Naím y yo. Si Maduro quiere buscar un culpable, que se mire en el espejo. Son Maduro y su pajarito eterno los que desperdiciaron el mayor boom petrolero de la historia del país y ahora no tienen como pagar sus compromisos. En el mismo período, países petroleros como Kazakhstan acumularon 3 años de exportaciones de petróleo en su fondo soberano y no tienen dificultad en enfrentar la actual caída de precios. Pero Venezuela aprovechó los altos precios para endeudarse aún más y crear una situación insostenible aún a 100 dólares el barril. Por eso es que con el barril aún a 100 dólares, el dólar negro pasó de BsF 10 a 100 entre septiembre de 2012 y septiembre de 2014.

Maduro no es capaz de administrar la crisis en la que metió a Venezuela. No es capaz de entender sus causas, diseñar soluciones, construir alianzas, perfilar un futuro viable y promisorio y entusiasmar a venezolanos y extranjeros a que participen en la construcción del país. Más bien, Maduro cree que nombrando 27.000 nuevos fiscales de precios y desplegando a la Guardia Nacional Bolivariana en la frontera va a recuperar la economía del país. Maduro está tan perdido que utilizó la recién caducada Ley Habilitante para pasar 50 leyes que en nada ayudan a enfrentar la crisis en la que metió a Venezuela. Maduro cree que los problemas del país son causados por una guerra económica, sin darse cuenta que son sus políticas las que le han hecho la guerra a las posibilidades económicas del país. Y esa guerra si la está ganando.

Venezuela tiene futuro, pero Maduro no sabe dónde queda ese futuro y no sabe como conducirnos a él. Y nadie puede conducir a un país hacia un mejor destino a punta de mentiras.

La respuesta del profesor Hausmann es en relación a la siguiente información

Presidente Nicolás Maduro:

“Ricardo Hausmann y Moisés Naim hacen lobby ante calificadoras de riesgo para destruir a Venezuela”

YVKE Mundial/ Magdalena Valdez

El presidente de la República Nicolás Maduro denunció a Ricardo Hausmann y Moisés Naim como responsables de hacer lobby ante las calificadoras de riesgo internacionales para evitar que Venezuela acceda a los créditos de organismos multilaterales.

“El objeto de estos traidores a la Patria (Hausmann y Naim), de estos tecnócratas que salieron del país expulsados por la avalancha revolucionaria liderada por Chávez es hacer calificar a Venezuela con alto riego país, andan por el mundo tratando de desprestigiar a la nación".

El jefe de Estado señaló que detrás del bloqueo internacional contra Venezuela está el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial, "porque las casas llamadas calificadoras que las gobiernan el capital financiero mundial dicen que Venezuela tiene el riesgo país más alto del mundo".

El Mandatario subrayó que Venezuela no tiene condiciones que puedan calificarla con alto riesgo país al tiempo que precisó que la intención tiene el objetivo puntual de bloquear financieramente a la nación, hacer que sea imposible el acceso a un crédito internacional.

El Dignatario aseveró que “Estamos dando la batalla, vamos a derrotar todas las formas de acoso financiero proveniente del poder económico del imperio estadounidense, por eso lo denuncio ante este escenario para multiplicar las denuncias del acoso vulgar e inmoral”, sentenció.



La vergüenza de Vargas, @JMColmenares



Por Juan Marcos Colmenares, 25/02/2002

El 26 de Marzo de 1812 Venezuela sufrió el mayor terremoto de su historia. Causó grandes daños en Caracas, La Guaira, San Felipe, Barquisimeto, Mérida y otras poblaciones, y más de 20.000 víctimas. Estados Unidos fue la primera nación extranjera en prestar ayuda, al enviar a su comisionado especial Alexander Scott al frente de cinco fragatas cargadas de equipos, herramientas, ropa, comida y medicinas.

El 15 de Diciembre de 1999 ocurrieron los deslaves en el estado Vargas y de nuevo Estados Unidos fue la primera nación en acudir en nuestra ayuda. El 11 de Enero del 2000, dos barcos de transporte de la marina, el Tortuga y el Nashville, zarparon de la base naval de Norfolk-Virginia con destino a La Guaira-Venezuela, cargados con un formidable equipo de tractores, bulldozers, pulverizadoras de piedras, niveladoras y maquinaria pesada para el movimiento de tierra. A bordo venían 450 ingenieros de los “marines” y la Armada de los Estados Unidos, con la misión de remover las miles de toneladas de barro y piedras que habían tapiado autopistas, calles y avenidas de los pueblos ubicados a lo largo del litoral central. Traían además carpas, equipos purificadores de agua, alimentos, médicos, medicinas y todo lo necesario para que los ingenieros y operadores militares norteamericanos vivieran y trabajaran sobre el terreno sin demora alguna. Pero el rescate fue abortado porque Chávez habría dicho que “tropas de Estados Unidos no vendrán a Venezuela”; rechazando de esta forma esa ayuda humanitaria como si se tratara de la invasión de un gobierno extranjero.

Ya durante los primeros días de la tragedia, Estados Unidos había ofrecido el envío inmediato de 30 helicópteros que podían volar desde Puerto Rico, a los cuales le seguirían uno o dos navíos porta-helicópteros, con ambulancias y plantas potabilizadoras de agua. También el gobierno los rechazó, diciendo que 3 o 4 helicópteros eran suficientes. Pero no lo fueron, porque de aceptar esa ayuda se hubieran rescatado con urgencia a miles de personas que sufrieron días de penurias y que padecieron robos, saqueos y agresiones.

El rechazo de la ayuda militar norteamericana solo puede interpretarse como ese revoltijo mental de viejos prejuicios izquierdozos, complejo de inferioridad y resentimiento social que aún perdura en la mente de muchos, en contra del próspero país del norte. Además, políticamente siempre ha sido más conveniente sumarse a la demagogia antinorteamericana, que explicar que en la historia no ha existido una potencia más generosa con el resto del mundo y abierta con los millones de extranjeros que van allí a buscar refugio escapando de sus personales pesadillas.

Más de dos años después, en Vargas todavía no se han embaulado los ríos ni las quebradas, los trabajos de canalización y remoción de piedras y escombros están atrasados, las vías se encuentran intransitables y su pueblo sufre necesidades, maltrato, abandono y penurias. La vergüenza que hoy es Vargas es solo consecuencia de la incapacidad y del estúpido complejo de inferioridad de este gobierno “chavista”.

* Abogado
jmcolmenares@gmail.com
Miembro de Vente Venezuela


El ocaso del Alba, por @lafuentejavi y @Ewalds6

JAVIER LAFUENTE / EWALD SCHARFENBERG Madrid Caracas 13 DIC 2014

La alianza que fundaron Hugo Chávez y Fidel Castro hace hoy 10 años ha perdido influencia tras la muerte del líder venezolano y la caída del precio del crudo

La visita de Hugo Chávez a La Habana hace hoy 10 años distó mucho de lo que se esperaba. Pocos pensaban que el acto político que se celebró en el teatro Karl Marx fuese a ir más allá de una escenificación de los lazos entre el entonces presidente venezolano y el líder cubano, Fidel Castro. Ambos, sin embargo, sorprendieron con la firma de un convenio que acababa con los aranceles a las importaciones entre ambos países y que facilitaba a Cuba inversiones y petróleo subvencionado por parte de Venezuela. “El ALCA ha muerto”, proclamó Chávez en referencia al Área de Libre Comercio de las Américas, que promovía Estados Unidos. Nacía el 14 de diciembre de 2004 el Alba (Alternativa Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América), un organismo que creció gracias al petróleo, cuyos bajos precios hacen que hoy languidezca.

Los tiempos han cambiado. Al desplome del crudo se une la muerte de Chávez, en marzo de 2013 y la retirada de la escena pública de Castro, que han dejado sin liderazgo el organismo, al que se sumaron Bolivia, Ecuador y Nicaragua. El actual presidente venezolano, Nicolás Maduro, carece del carisma de su antecesor, y otros mandatarios como el boliviano Evo Morales, el ecuatoriano Rafael Correa o Raúl Castro, en Cuba, han optado por diversificar sus políticas exteriores con la participación en otros organismos como Unasur (Unión de Naciones Suramericanas) o la Celac (Comunidad de Estados de Latinoamérica y el Caribe), “más pragmáticos que ideológicos o doctrinarios, como el Alba”, para Rafael Rojas. “La diversidad ideológica de la izquierda iberoamericana ha acabado por imponerse sobre el proyecto hegemónico bolivariano”. dice el historiador cubano.

“El mayor logro fue cohesionar al bloque bolivariano, introduciendo una visión propiamente política de la integración frente a las visiones más comerciales y promercado”, opina el analista argentino Pablo Stefanoni, que añade: “El problema fue que su fuerza y sus límites estaban asociados a la diplomacia petrolera venezolana. El Alba era una extensión de la energía política de Chávez, y de su petróleo, y no se pudo avanzar en su institucionalización real, ni en el aterrizaje de sus horizontes ideológicos a políticas de integración concretas”.

La yunta de Cuba y Venezuela, piedra angular para el Alba desde 2004, sigue organizada en torno a este intercambio: Caracas entrega petróleo y derivados con grandes facilidades y descuentos, y La Habana, responde con bienes y servicios sobrevaluados. Cálculos independientes cifran en 100.000 barriles diarios el aporte de hidrocarburos que Venezuela hace a Cuba, suficiente para cubrir la demanda interna de la isla y permitir la venta de cargamentos de segunda mano en el mercado internacional —algo que ninguna de las dos partes reconoce—. Los poderes petrolero y financiero de Venezuela, ahora en cuestión, han ejercido en el Alba un influjo magnético. Al margen de pactos bilaterales y Petrocaribe, un club de consumidores de petróleo diseñado por Hugo Chávez para proyectar su propia influencia política en las Antillas, decir sí al Alba era el camino más fácil para obtener acceso a combustibles baratos, la eliminación de aranceles entre algunos países y la facilitación de alianzas regionales. Las exportaciones venezolanas a los socios promediaron durante el último quinquenio unos 4.000 millones de dólares al año.

Si el petróleo venezolano fue la argamasa para la alianza, esta corre el riesgo de derrumbarse. La producción de crudo en Venezuela está en declive. Hoy ronda los dos millones de barriles al día, acotada por la falta de inversión y la hemorragia de expertos sufrida por la estatal petrolera Pdvsa. El Gobierno de Nicolás Maduro, bajo presión por la caída de los ingresos petroleros, se ve en la necesidad de revisar su diplomacia de hidrocarburos baratos para sus aliados hemisféricos.

Hace dos semanas, el canciller venezolano, Rafael Ramírez, aseguró, en referencia a Petrocaribe, que a pesar de la caída en los precios internacionales, sus compromisos de suministro de combustibles en condiciones preferenciales son “perfectamente sostenibles en el tiempo”. La afirmación es coherente con el principio chavista de dar prioridad a la política. Pero en nada satisface las demandas internas de recortar esos subsidios que merman los recursos locales mientras financian sonados casos de corrupción, como el de Albanisa, en Nicaragua. La empresa encargada en ese país de administrar las donaciones petroleras de Venezuela, según investigaciones periodísticas, ha desviado ese dinero hacia negocios privados.

“La falta de transparencia y rendición de cuentas del Alba representa una inagotable fuente de corrupción, pero a los venezolanos esto parece no preocuparles. La premisa fundamental de esta cooperación no es de eficiencia económica o de desarrollo, sino política: que [el presidente Daniel] Ortega se mantenga en el poder”, considera el periodista Carlos F. Chamorro. Entre 2008 y 2014, Nicaragua ha recibido casi 4.000 millones de dólares, gracias al convenio de cooperación con el Alba, pero manejado a través de empresas privadas. Esto representa unos 550 millones de dólares anuales, un presupuesto paralelo equivalente al 5% del PIB, o el 20% de los ingresos presupuestarios del país centroamericano.

Si el futuro del Alba está vinculado al del petróleo, el Caribe parece la única zona de crecimiento. “En el fondo es un proyecto venezolano, de ahí la dificultad de encontrar relevos. Su dinámica está asociada además al Socialismo del Siglo XXI, que está bastante debilitado como horizonte”, incide Stefanoni.

Ni Ecuador ni Bolivia son potencias petroleras. Además, Correa y Morales, como Chávez en sus inicios, participan de distintos foros y ven en Unasur un motor de integración económica con un horizonte más claro que el del Alba. “Hay muy pocas opciones de que crezca como plataforma ideológica”, opina Rojas: “Venezuela está saturada de problemas domésticos. Ha perdido muchísimo liderazgo regional”.


El Papa Francisco y las Parlamentarias 2015, por @carome31

Carlos Romero Mendoza 17 de diciembre de 2014
@carome31

En noviembre 2014 el Papa Francisco habló en el Parlamento Europeo y desde allí, reconociendo la representación que detenta esta institución, exhortó a todos los ciudadanos europeos, a avanzar con esperanza y aliento hacia una Europa menos centrada en lo económico y más centralizada en la persona humana.

Además, invitó a que Europa abrace con valentía su pasado y mire con confianza su futuro para vivir plenamente y con esperanza su presente.  A tal fin, el Papa destacó el papel que juegan los europarlamentarios en este exhorto, y les recordó que en este tiempo histórico tienen la misión de:

1-         Mantener viva la democracia en Europa.  El Papa reconoce que este reto exige evitar tantas maneras globalizantes de diluir la realidad: purismos angélicos, totalitarismos de los relativos, fundamentalismo ahistóricos, eticismos sin bondad, intelectualismo sin sabiduría.  

En este sentido, advierte el Papa que la concepción unificadora de la globalidad daña la vitalidad del sistema democrático,  debilitando el contraste rico, fecundo y constructivo de las organizaciones y de los partidos entre sí.  

2-.        Cuidar y proteger la memoria y esperanza del pueblo europeo, y a hacerse cargo del presente en su situación más marginal y angustiante, para dotarla de dignidad.

3-.        Custodiar y hacer crecer la identidad europea, de modo que facilite a los ciudadanos, en el marco de su propia diversidad, encontrar de nuevo la confianza en las instituciones de la Unión y en el proyecto de paz, amistad en el que se fundamentaron los padres fundadores.

4.-        Reconocer el valor de la vida humana, que se nos da gratuitamente y no puede ser objeto de intercambio o de comercio; así como también, a no olvidar que cada persona es parte de un contexto social en el cual sus derechos y deberes están conectados a los de otros y con el bien común de la misma sociedad.  

Considerando al hombre como parte de un contexto social, el Papa advierte que el hombre debe ser considerado como parte fundamental de la naturaleza, y así como se habla de ecología ambiental, hay que hablar también, de ecología humana, la cual se sustenta en el respeto de la persona.

Elevó un llamado a profundizar la cultura de los derechos humanos, para que ella pueda unir sabiamente la dimensión personal o individual con el bien común, por ese ´todos nosotros´ formado por individuos, familia y grupos intermedios que se unen en comunidad social.  

Estas reflexiones puntuales del discurso del Papa en el Parlamento Europeo, son útiles para cualquier debate que se haga sobre el proceso electoral de candidatos para las parlamentarias del 2015, pues nos invita a evaluar la función estratégica de los parlamentarios.

Debemos reconocer que desde el año 1999, cuando se aprobó la Constitución Nacional, perdimos aquél Congreso bicameral que hoy se recuerda como garante del espíritu federal y de una efectiva representación política que además de plural, fue diversa desde el punto de vista ideológico y entre los cuales siempre privó el mayor respeto muto en la dinámica parlamentaria.

Es claro que en estas próximas elecciones está en juego la supervivencia de la función parlamentaria y que los candidatos tendrán la enorme responsabilidad de hacer entender a sus electores, que estos no son tiempos normales  y que la participación electoral, con todo y los obstáculos que puedan surgir, representa la única alternativa viable y realista para mantener viva la esperanza de reencontrarnos con la democracia como único sistema capaz de reconocernos como sujeto de derechos y deberes, sin distinción alguna ante la ley y en un ambiente de mayor libertad.

Algunos dirán que lo mismo se dijo con las municipales en el 2013, y es cierto; pero son realidades distintas, en aquél diciembre estaba en juego el único modelo de organización local reconocido por la Constitución, que de debilitarse facilitaba el camino hacia el modelo comunal.   

Más allá de los obstáculos, y del propio resultado, las elecciones municipales reafirmaron y legitimaron las instituciones del Poder Público Municipal y garantizaron su permanencia como actores políticos legítimos, institucionales y además constitucionales.

Legitimar la vigencia y existencia del Parlamento, impedirá que el tiempo haga olvidar el significado de la representación política, su coexistencia con la libre participación ciudadana y el valor del voto directo, secreto y universal que intentan debilitar, porque la existencia de los mismos no son esenciales en el modelo comunal.    

Las elecciones 2015 será un proceso político complejo, que requiere un parlamentario que esté a la altura de un tiempo histórico que exige de actores políticos, capaces de mantener viva la democracia, lo que significa ir más allá de la función legislativa, que ha quedado debilitada y prácticamente anulada.  El reto es recuperarla y para ello hay que rescatar la institucionalidad, desde el rol parlamentario y en alianza con los ciudadanos.

Es importante recordar que en su mensaje de esperanza a los Europeos, el Papa habla desde el Parlamento, casa del pensamiento plural, del debate y de la representación política; y desde allí llama por la confianza de que las dificultades puedan convertirse en fuertes promotoras de unidad, pues reconozcamos las dificultades que estas elecciones del 2015 traen consigo, no olvidemos que éstos no son tiempos normales y en consecuencia actuemos responsablemente, pensando en las generaciones futuras. 

Asumamos nuestra corresponsabilidad por mantener viva la esperanza en reencontrarnos con la democracia.


Fuente:
ACIPRENSA. Texto: Discurso completo del Papa Francisco al Parlamento Europeo. 25 de noviembre 2014. Online en: https://www.aciprensa.com/noticias/texto-discurso-completo-del-papa-francisco-al-parlamento-europeo-82825/

Carlos Romero  Mendoza

@carome31

El dilema del déspota, por @leofernandezf

Leonardo Fernández diciembre de 2014

La historia nos ha permitido analizar distintos eventos que acontecieron en algunos países que tuvieron como gobiernos a un grupo que se organizó en un partido único o que fueron gobernados por una casta única que intenta dominar al ciudadano bajo artilugios y artimañas propias de dictadores que buscan implantar un modelo autoritario.

Cuando fallece el líder supremo de una elite o movimiento político lo natural que suele suceder es que se desaten las ambiciones por alcanzar la silla que queda vacante, y que la estructura de poder se debilité progresivamente por las fricciones que se originan debido a la pérdida del líder mesiánico o caudillo de turno.

En el caso que nos inspira, podrá recordar el lector que las pugnas intestinas previas al fallecimiento del responsable de la crisis, fueron notables y virulentas en la opinión pública y en el seno de las bases rojas.

Se logró una transición suave, quien tenía el poder quiso endosar en el sucesor su liderazgo e intentó, sin éxito, traspasar el afecto de las masas, el déspota tradicional logro con una declaración histórica anticiparse a una guerra de cuchillos por alcanzar el poder total típica en un sistema corrompido e incrustado en el atraso.

No debemos olvidar que las heridas quedan dentro de un submundo de avaricia, con fuerzas endógenas que se organizan y conspiran para llegar a la cúspide. Es allí donde operan los que destruyen a los países, los marañeros de la política y los que buscan el interés personal supeditando el interés general de los pueblos.

Mientras, en la cima del poder, el déspota disfruta ostentando lujos y gozando del dinero del pueblo, funcionarios que acumulan poder se organizan para iniciar la rebelión contra él. El déspota aprende a reprimir a las masas cansadas del gobierno, empero, el déspota moderno y habilidoso, mientras ejecuta estos métodos, llama a la defensa de los derechos humanos y activa campañas internacionales usando las marionetas del régimen para enmascarar el sistema corrupto y violador de los derechos fundamentales.

El déspota es atacado con métodos ambiguos y confusos por los conspiradores, que aspiran a defenestrarlo, llevan a cabo un plan minuciosamente orquestado con las manos de la maldad y confinado en la oscuridad del aparato burocrático del estado. El déspota embellecido por los dulces del poder no se percata que sus colaboradores más cercanos, operan como un grupo de aduladores que están en su círculo, mercenarios de oficios que juegan a acelerar la caída del sistema que implosiona y que está rumbo a agonizar.

Los despotismos suelen verse salpicados por luchas destructivas y violentas en el momento de la sucesión o posterior a esta en el ejercicio del incipiente gobierno afirma ( barry barnes).

Usualmente la generación que comenzó con el déspota fallecido puede sentir estar excluidos del poder y del proyecto nacional, el nuevo déspota es sagaz en algunos aspectos, pero tosco y bruto para otros. El déspota moderno no sabe unificar a su grupo con el carisma que caracterizo a muchos de los dictadores en el comienzo del siglo xx, tampoco es bueno para convencer y persuadir con la retórica política y para colmo y desgracia del déspota algunos de sus antiguos compañeros y fieles del déspota fallecido lo exponen al escarnio público por la carencia de liderazgo.

Después de mencionar el peligro que corren los gobernantes que están el poder con unas bases corroídas y debilitadas por factores que ni el mismo conoce ni entiende, ya que normalmente el déspota, es de pensamiento dogmático y ciego por la ideología, que genera en el propio sistema que domina temporalmente, debemos hacernos una pregunta clave para entender en contenido metafórico de estas líneas. ¿Quién es
el déspota?

Leonardo Fernández

@leofernandezf

La búsqueda de confundidos, por @lmesculpi

Luis Manuel Esculpí diciembre de 2014

Las noticias de fin de año y las predicciones para el venidero no son nada halagadoras. Las tradicionales expectativas, los deseos de prosperidad y felicidad aparecen disminuidos. El ambiente de las festividades navideñas recuerdan con nostalgia las de otros años. La inflación y la escasez agobian el día a día. Las colas ya forman parte de nuestro paisaje humano. El desconcierto recorre todos los ámbitos, incluyendo al propio gobierno. En paralelo se evidencia el fracaso de un modelo y la necesidad de su sustitución. Paradójicamente el cuadro actual ofrece un ancho espacio al desarrollo de las fuerzas democráticas con el propósito de consolidación y ampliación de la nueva mayoría.

El expresidente Chávez solía citar frecuentemente a Gramsci, especialmente el fragmento: "La crisis consiste en que lo viejo muere y lo nuevo no puede nacer". El pensador italiano también afirmaba a propósito de estos ciclos: "Si la clase dominante ha perdido el consenso, entonces no es más ‘dirigente’ sino únicamente dominante, detentadora de la pura fuerza coercitiva". Ambos textos son perfectamente ilustrativos de la crisis por la que atravesamos.

Desconozco si Maduro, en los tiempos que lo conocí, cuando vestía con blue jeans, camisa de kaki y botas montañeras, vestimenta típica de la Liga Socialista, se aproximó a la lectura de los Cuadernos de la Cárcel. En verdad lo dudo, pues los textos de Gramsci eran demasiado heterodoxos para los dogmas que abrazaban los militantes de esa organización. Igual pienso de su compañero Fernando Soto Rojas.

La cúpula gobernante está aislada. La evasión no suplanta la realidad, la crisis es omnipresente. Anuncian medidas y no adoptan decisiones. Aumenta su desprestigio y el desconcierto entre sus bases. Su indefinición los atosiga. Tal situación es digna de ser considerada y valorada por los factores alternativos, puede resultar clave para alcanzar los objetivos planteados. Despejar el panorama constituye un cometido de primer orden para el alcanzar el cambio político.

Recientemente Maduro llamó a buscar a "confundidos y descontentos". Debe comenzar por Miraflores, quien es el principal difusor de la confusión. Debe iniciar con urgencia una búsqueda de sí mismo. Su desasosiego llega hasta negar la existencia del dólar paralelo, después de anunciar el propósito de demolerlo. La cúpula no es "dirigente", es solo "dominante", y amenaza constantemente con la "pura fuerza coercitiva". Una crisis que los ha superado. Todo ello acrecienta las posibilidades para la alternativa del campo opositor, el año próximo será promisorio en esa dirección.

Para finalizar, siendo esta columna la última de este año, expresamos nuestra solidaridad con los presos políticos y los exilados, exigiendo su libertad y regreso. Tomo prestadas las palabras de Cesar Miguel Rondón para desear a todos unas navidades y el mejor año posible. A pesar de todo.

Luis Manuel Esculpí

martes, 16 de diciembre de 2014

Primera lista parcial de chavistas sancionados, @chuotorrealba


Por Jesús Chuo Torrealba, 14/12/2014

El camarada Raúl Ortuño está sancionado. Su sanción consiste en tener que arrastrarse en el barro en invierno, o tragar polvo en verano, para poder llegar a su casa. Cuando conversamos con él, allá arriba en el sector “La Quinta” de la Cota 905, Caracas, Municipio Libertador, Raúl era chavista y vocero principal del Consejo Comunal “Guerreros de la Esperanza”.

Nos dijo que estaba harto: “Aquí recibimos la visita del camarada Jorge Rodríguez cuando vino a buscar votos. Nos ofreció reparar la carretera principal. Jamás y nunca volvió por aquí después que se instaló en el cargo. Es posible que yo después de esta conversación sea catalogado como ‘escuálido’, porque desgraciadamente eso es lo que ocurre cuando nosotros los revolucionarios denunciamos a quienes no nos cumplen. Esa carretera fue aprobada hace años en FundaCaracas. Esos recursos, 150 millones de bolívares, fueron aprobados y desviados. Alguien se quedó con los millones. Nosotros nos quedamos con nuestra pobreza”.

El camarada Eliecer Thomas Tapia también fue sancionado. Su sanción consistió en quedarse sin casa porque los constructores del urbanismo gubernamental “Ciudad Belén”, en Guarenas, Miranda, abrieron unos diques en los que represaban aguas de varias quebradas. Al abrir los diques el agua enfurecida bajó por los zanjones y arrasó varias viviendas en el sector Tocorón (parte alta), entre ellas la humilde casita donde Eliecer vivía con su familia. “Nos prometieron una vivienda, pero no me cumplieron”.

En vez de reponer su vivienda, el gobierno lo mando al refugio Las Cabañas, de donde salió espantado: “Yo tengo una hija, que aquel momento tenía 16 años, no podía estar en un refugio con gente extraña, expuesto a que le pasara algo a mi muchacha”. De allí se fue arrimado con una familia amiga, situación que la burocracia oficial llama “refugio solidario”. Allí estaba cuando nos contó, con rabia: “Soy un revolucionario, estoy con el proceso, yo le maneje a mi Comandante las Mesas Técnicas de Empleo del Metro Caracas-Guarenas, y ni por eso fui tomado en cuenta. Somos revolucionarios y a los revolucionarios no nos están tomando en cuenta”.

El camarada Alejandro Caraballo también fue sancionado. Su sanción consistió en quedarse a la intemperie durante años. El gobierno le tumbó el rancho, allá en el Barrio Santa Eduvigis, Parroquia Urimare, Estado Vargas, con la promesa de que en tres meses le entregarían su vivienda. Cinco años después conversó con nosotros: “Soy revolucionario, inscrito en el PSUV. Después que me tumbaron el rancho pase mucho tiempo pagando alquiler, y luego tuve que mudarme a una casa prestada. Cada vez que el presidente va al aeropuerto sale por la Rampa 4 de Maiquetia. Ojalá levantara la vista, porque exactamente al frente de la Rampa 4 está Santa Eduvigis, y podría ver toda esta desidia, toda esta miseria”.


Los camaradas Raúl, Eliecer y Alejandro fueron sancionados, pero no por el Senado Norteamericano. Su delito no consistió en ser corruptos, o en ser violadores de los derechos humanos. A ellos quien los sancionó fue el Gobierno venezolano, el gobierno pesuvista, y su único delito, su única culpa, fue la de ser pobres. Estos testimonios son del tiempo en que ellos y otros millones de chavistas decían “mi Comandante es bueno, mi Presidente tiene buen corazón, pero está mal rodeado por unos tipos que le ocultan la verdad”.

Hoy la situación es mucho peor, porque los “tipos” que “mal rodeaban” al Presidente Chávez ahora tienen en sus manos directamente el poder, y en la actualidad en vez de ignorar a los chavistas del pueblo los agreden. El Diosdado-Madurismo en el poder no se limita a incumplir los compromisos con su propia base militante. Ahora las cúpulas podridas “sancionan” con mucha más saña a los chavistas del pueblo, los persiguen, los agreden con gas lacrimógeno y con perdigones, los ponen presos y los someten a tortuosos e injustos procesos judiciales.

En efecto, la camarada Massiel Pacheco (una chavista de 21 años de edad, habitante del Barrio Villa Zoyla, vendedora ambulante de arepas frente al Parque del Este) fue cruelmente sancionada: detenida por la Guardia Nacional y la “Milicia Bolivariana” el 2 de abril de este año, acusada de “terrorista” por el Ministro de Relaciones Interiores en televisión nacional, presa desde el 11 de abril en la Cárcel de Mujeres de los Teques, fue obligada a destetar a su bebé antes de tiempo pues no podía amamantarlo en prisión. Aunque ya está en libertad, aun espera una disculpa.



Los camaradas Rederick Leyba, Legnys Quijada y Heberto Bastardo, trabajadores de SIDOR, chavistas y militantes del Movimiento Revolucionario Orinoco, también han sido sancionados con saña: Fueron detenidos por el SEBIN el pasado 19 de septiembre, en el marco de las protestas obreras contra el contrato colectivo impuesto ilegalmente a los trabajadores. En la actualidad sus compañeros de trabajo recogen un diezmo en el Portón 3 de SIDOR para alimentar a sus familias, pagar sus abogados y colaborar con el Niño Jesús...


Como Massiel, como los tres sidoristas presos, son numerosos los chavistas de base que han sido víctimas de las “sanciones” impuestas en meses recientes por el Diosdado-Madurismo: En Guayana tras las amenazas vinieron las tanquetas; En Lara la dirección sindical revolucionaria que libremente se dieron los trabajadores cementeros fue desconocida por la burocracia de MinTrabajo; Trabajadores chavistas de la Corporación de Servicios del Distrito Capital han sido amenazados de muerte por sus patrones pesuvistas, mientras que en Guanta y Puerto Cabello el gas lacrimógeno fue la respuesta a los reclamos de los trabajadores de Bolivariana de Puertos…


Esos chavistas del pueblo, sancionados por el gobierno de la boliburguesía, no generan preocupación ni solidaridad en el Diosdado-Madurismo: Ellos están preocupados es por los sujetos que están “full de billetes verdes”, que tienen tantos dólares que optaron por depositarlos en bancos “del imperio” y que han comprado mansiones y empresas en “el imperio”, y que ahora están angustiados porque el Senado de ese país los amenaza con sancionarlos si están incursos en violaciones de los derechos humanos. Ni Maduro ni Diosdado hicieron nada nunca en solidaridad con Raúl, con Eliecer, con Alejandro o con Massiel, pero ante la posibilidad de “sanciones” a los boliburgueses si reaccionaron, convocando a una “marcha” de la nómina de los ministerios, para que los chavistas pobres marchen en defensa de los diosdado-maduristas ricos así hayan perpetrado violaciones a los Derechos Humanos. Aunque lo parezca, esto no es un chiste: Es una tragedia, es la quiebra moral de un proyecto político que nació hablando de redimir a los pobres y que ahora los “moviliza” a juro para defender las riquezas mal habidas de los cazadores de renta.


La más dura sanción que recibirá el Diosdado-Madurismo se la dará el pueblo unido. De esa sanción si es verdad que no los salva nadie, aunque nombren a Maradona presidente del CNE.

Hagan lo que hagan, este pueblo unido, los que siempre nos hemos opuesto al ladronaje y los chavistas de base indignados, les pasaremos por encima, a punta de lucha y a punta de votos. ¡Palante!


Petróleo: ¿Sabía usted que…?, Eddie Ramírez


Por Eddie Ramírez, 16/12/2014

¿Sabía usted que cuando se creó la OPEP, en 1960, Venezuela producía el 36 % del petróleo de esa organización y ahora, de acuerdo a cifras de la Pdvsa roja, solo aportamos el 9,4 % y según números de la OPEP solo el 7,7 %? ¿Sabía usted que después de haber sido el segundo país productor del mundo y el primer exportador, hoy apenas aportamos entre 2,8 y 3,3 % de la producción mundial y ocupamos el octavo lugar entre los exportadores? 

¿Sabía usted que en el 2001 la Pdvsa meritocrática producía 3.267.000 barriles por día (b/d) y que, de acuerdo al último informe de la Pdvsa roja en junio la producción fue de 2.826.000 b/d y según la OPEP en noviembre de este año Pdvsa solo produjo 2.331.000 b/d? ¿Sabía usted en su Plan Siembra Petrolera 2006-2012, Rafael Ramírez se comprometió a producir 5.837.000 b/d al término del Plan ?

¿Sabía usted que, aunque es cierto que tenemos grandes reservas, los rojos las exageran al estimar que de los yacimientos de la Faja del Orinoco se puede extraer un 20%, a pesar de que con la tecnología actual solo se puede recuperar la mitad?

¿Sabía usted que en el 2001 la Pdvsa meritocrática tenía 69.284 trabajadores(40.955 propios y 28.329 contratados) y que el Informe 2013 la Pdvsa roja reportó 151.875 trabajadores ( 113.369 propios, 16.168 contratados y 22.338 en áreas no petroleras ). ¿Sabía usted que la Pdvsa meritocrática producía 47,1 barriles por trabajador por día y que la Pdvsa roja, según sus cifras, produce 18,6 barriles por trabajador por día y solo 15,3 si consideramos la producción estimada por la OPEP?

¿Sabía usted que por haber vendido refinerías la Pdvsa roja perdió 1.334.000 b/d de capacidad de colocación en refinerías de las que éramos socios, de los cuales 273.000 b/d eran nuestra participación neta? ¿Sabía usted que Rafael Ramírez decidió que era mejor negocio vender refinerías en Europa y en Estados Unidos y en su lugar adquirir refinerías en Cuba, Jamaica y República Dominicana?

¿Sabía usted que en el 2013 Venezuela importó de Estados Unidos 29.636.000 barriles de gasolina y otros productos refinados del petróleo y entre enero y setiembre de este año 18.893.000 barriles?

¿Sabía usted que en el 2001 Pdvsa meritocrática tenía una deuda de 7.500 millones de dólares con un precio de menos de 20 dólares por barril y que hoy la deuda financiera externa pasa de 48 mil millones de dólares y la deuda interna, según algunas fuentes, ronda los 100 mil millones de dólares, a pesar de los elevados precios del barril?

¿Sabía usted que la estrategia de Apertura petrolera bajo las figuras de Convenios Operativos, Asociaciones Estratégicas y Ganancias Compartidas produjo una inversión de 28.600 millones de dólares y una producción adicional de 1.100.000 b/d?

¿Sabía usted que cuando se realizaron esos acuerdos en precio del barril estaba por debajo de los 20 dólares, que con esos precios ninguna empresa hubiese invertido en Venezuela si no se rebajaban los impuestos y que los rojos mienten cuando afirman que para tener soberanía es necesario tener mayoría accionaria?

¿Sabía usted que el Plan Siembra Petrolera 2006 -2012 comprometía a Pdvsa a producir 11.500 pies cúbicos de gas por día en el 2012 y hoy solo produce 7.395 pies cúbicos por día? ¿Sabía usted que en el 2009 deberían estar acondicionados 500.000 vehículos para que funcionaran con gas, pero que a fines del 2013 solo se habían acondicionado 226.163 vehículos?

¿Sabía usted que el despido ilegal de casi 23.000 trabajadores de Pdvsa fue para poner a la empresa al servicio del partido rojo y que, junto a una gerencia politizada e inepta, son la causa de la caída de la producción, pérdida de capacidad de refinación, incremento de accidentes, regalos de petróleo y productos a Cuba y a otros países, elevado endeudamiento, envío de maletines con dólares a la Argentina, desfalco del Fondo de Pensiones de los Trabajadores y contrataciones con sobreprecio? Quizá usted no lo sabía, pero muchos de estos desastrosos resultados los puede encontrar en los informes de Pdvsa.

¿Sabía usted que los relativamente bajos precios del petróleo son propiciados por Arabia Saudita y que los más perjudicados son las empresas petroleras y los países manirrotos; que Estados Unidos no exporta petróleo y que Pdvsa también utiliza el fraccionamiento de rocas satanizado por Maduro y Del Pino?

Como en botica: El presidente de facto, como buen comunista, procede como el chiste del marido engañado que decide tirarle piedras a la Embajada de Estados Unidos. Con marchas en día laborable pretende solucionar los graves problemas de la economía. El Senado de Estados Unidos, con toda razón, sancionó a los violadores de derechos humanos e investigó y condenó las torturas a terroristas realizadas por la CIA, pero los diputados rojos de nuestra Asamblea se niegan a investigar las torturas y asesinatos políticos en Venezuela. ¡No más prisioneros políticos, ni exiliados!


Eddie Ramírez

¿Cuándo veremos al Estado defendiendo los derechos de la mayoría de los ciudadanos?, @carlosvilchezn


Por Carlos Vilchez Navamuel, 11/12/2014

Una cosa es el Estado y otra el país, Wikipedia nos dice que: “El Estado es un concepto político que se refiere a una forma de organización social, económica, política soberana y coercitiva, formada por un conjunto de instituciones no voluntarias, que tiene el poder de regular la vida comunitaria nacional, generalmente en un territorio, aunque no necesariamente. Suele adherirse a la definición del Estado el reconocimiento por parte de la comunidad internacional como sujeto de Derecho internacional”.

Los países con Estados comunistas- socialistas, dictatoriales, autoritarios o con democracias socialistas estatistas, tienen un objetivo común, que una minoría obtenga el poder sobre la mayoría, por eso restringe libertades para manipularlos y dictar a la mayoría lo que tienen que hacer únicamente para fortalecer sus propios intereses.

Estas minorías las componen a saber, políticos en el poder, militares (donde los haya), sindicatos y otros grupos que nacen del clientelismo que produce este tipo de Estados con grupos de poder económico que de una u otra forma por sus intereses perjudican directamente a las mayorías.

Ni qué hablar de los Estados Comunistas como el cubano o coreano o países con gobiernos autoritarios como el de Venezuela donde las minorías son todavía más pequeñas dejando a las mayorías desprotegidas, acorraladas y aplastadas con sus medidas autoritarias, pues por lo general no respetan los derechos humanos.

Si el Estado es una organización social, política y económica, su principal objetivo debería de ser promover el progreso y el bienestar de la mayoría que lo conforma, planificando, fiscalizando y facilitando el desarrollo del individuo a plenitud, sin intervenciones, sin limitaciones que restrinjan los derechos del individuo, con libertad de decidir y de escoger. Australia, Canadá, Japón, Nueva Zelanda o Suiza son países ejemplares, poseen Estados que procuran el bienestar de la mayoría sin imposiciones ni regulaciones odiosas que limiten la libertad de sus ciudadanos.

Solo los Estados con verdaderas democracias libres y modernas tienden a beneficiar a las mayorías y por ello todo el conjunto país prospera.

Un Estado ideal debería ser democrático, republicano, pequeño, eficiente, facilitador, que imponga bajos impuestos, promotor del progreso individual, que se ocupe porque se respete la libertad del individuo y su derecho a poseer propiedades, a escoger tantos productos como servicios desee y a tomar decisiones personales que no afecten a otros, que vele por la mayoría de los ciudadanos y no por las minorías como lo hacen los comunistas o las democracias socialistas estatistas.

Mientras el Estado restrinja la libertad a los individuos, imponga trabas para producir, mantenga monopolios estatales, no facilite el progreso de todos los ciudadanos y cobre altos impuestos, la mayoría estará desprotegida.

Dicho todo esto, nosotros nos preguntamos: ¿Qué hace la Defensoría de los Habitantes para que los ciudadanos tenga más libertad? ¿Cuándo veremos al Estado defendiendo los derechos de la mayoría de los ciudadanos para obtener más libertades, mejores servicios y productos más baratos? ¿No es acaso ese el derrotero de cualquier persona? ¿No debería ser ese también el norte del Estado? ¿Por qué permitir que el Estado le regule a usted hasta la compra del papel higiénico como lo hacen en países como Cuba, Venezuela o Corea? ¿Usted qué piensa?


Carlos Vilchez Navamuel
@carlosvilchezn

Otra vez la Navidad con presos políticos, @Tamara_Suju


Por Tamara Suju, 15/12/2014

He escrito en las redes sociales pidiendo a los venezolanos no iniciar la campaña “Una Navidad Sin Presos Políticos” y lo hago consciente de que puede parecer antipático para quienes no conocen todo lo que se vive en el entorno de cada uno de ellos. Año tras año, desde la chucuta amnistía del 2007, hemos hecho en estas fechas campañas fuertes y quienes defienden y se solidarizan con ésta causa acuden a reuniones, concentraciones, misas, y esas familias, padres, madres, hijos, tíos, abuelos, amigos, novios y novias de los presos políticos se llenan de esperanza, pensando que tal vez haya una luz al final del túnel y que alguno de los injustamente encarcelados podría entrar en la lista de indultos o quizás podría aprobase otra Ley de Amnistía. 

He sido testigo de la ansiedad en la cara de los niños cuando piensan que su padre podría salir en diciembre, de la medio sonrisa dibujada en el rostro de las madres cuando acuden a reuniones en donde las pancartas piden “Una Navidad sin presos políticos”. Pero también, he visto las caras de todos ellos cuando llega enero, y esa silla en la mesa, ese asiento en la sala y ese espacio en la cama, se quedó vacío.

Creo que todos conocemos la naturaleza del régimen. Lo cruel e inhumano que pueden ser. La pudimos ver este año muy claramente. Además, la lista de presos políticos creció, y se suman a los Policías Metropolitanos y a los Guevara, los estudiantes y activistas de Derechos Humanos, los Alcaldes Daniel Ceballos y Enzo Scarano, los miembros de la sociedad civil que exigían sus derechos en las protestas sociales, nuestro colaborador de Foro Penal Marcelo Crovato, el líder fundador de Voluntad Popular Leopoldo López y los militares acusados de estar presuntamente conspirando. Pero también debemos sumar las 1922 personas que tienen procedimientos penales abiertos, los nuevos perseguidos con prohibición de salida del país y los nuevos exiliados.

Es decir estimados lectores, después de 7 años, 5 proyectos de Amnistía, peticiones expresas del Clero y de la Santa Sede, peticiones de Presidentes, Personalidades, Parlamentos, Organizaciones Internacionales, entre otros, a los que el gobierno venezolano ha hecho caso omiso, ¿creen ustedes que por el mero hecho de ser Navidad el gobierno de Maduro se va a compadecer?

No estimados lectores. Y el “no” es precisamente por la naturaleza del régimen. Ellos no quieren reconciliación ni paz social, ni propiciar el inicio del cese de la confrontación entre compatriotas. Mantener la división y la instigación al odio, la discriminación y la persecución, es la forma como maximizan el control y minimizan la capacidad de la gente en reaccionar. La confrontación es parte del juego. El acoso que tienen con sus seguidores también. Y el tema de los presos políticos en esta época, les encanta, porque mientras la oposición democrática se enfoca en resaltarlo, se distrae la opinión pública, y el régimen juega callado a mantenernos en vilo, expectantes, día tras día, hasta que llega enero.

Es por esto que me parece cruel para los presos políticos y sus familias que sea precisamente en ésta época que se resalte el tema y no exigir como deberíamos hacerlo, todos los días del año, de forma contundente, con la misma intensidad y la misma solidaridad. El gobierno no los va a liberar por ser Navidad. Ellos, les robaron la Navidad a muchos venezolanos desde hace más de una década. En lo particular ya no he podido disfrutar de una cena navideña sin pensar en las esposas o niños de los injustamente encarcelados o perseguidos, o de quienes están en el exilio sin sus seres queridos o de aquellos que han perdido la vida, víctimas de la violencia política existente en el país. Mi pensamiento siempre se ha entristecido al imaginar cómo quedarán de lado y lado, presos y familiares, cuando a las 5 o 6 de la tarde, los hacen salir de la visita y las rejas vuelven a sonar con ese ruido ensordecedor metálico. ¿Lo ha pensado usted?

Debo recalcar que 8 presos políticos tienen más de 10 años tras las rejas y a ellos se les ha negado lo que está escrito en la Ley cuando se tiene parte de la pena cumplida. Es una vergüenza lo que sucede con estos casos! ¿Más crueldad? Que este régimen siga hablando de “la suprema felicidad del pueblo” mientras torturan física y psicológicamente a quienes están en esas cárceles en donde hablar de Derechos Humanos es una utopía y la crueldad y la maldad la norma. Hoy quiero hacerle llegar un abrazo a quienes este año estarán del otro lado de las rejas en Navidad, por defender nuestros derechos, por defender sus ideales y por haber caído injustamente en esa cloaca a la que llaman “justicia” en Venezuela. Los venezolanos queremos además de una Venezuela sin presos y perseguidos políticos, un país que nos brinde seguridad, donde reine la cultura de Paz, de Justicia e Igualdad, de bienestar social, de progreso y todos tengamos las mismas oportunidades.